¡Gracias Steve!

Forbes 58 / Noviembre 2018

New jersey, redacción de Forbes USA… Imagine el lector el efecto cinematográfico de estas palabras escritas en verde fosforito con caracteres de máquina de escribir sobre un plano general en el que se ve como la lengua del río Hudson relame el sur de Manhattan. No es la segunda parte de A la Caza del Octubre Rojo. Es la visita de una treintena de invitados durante las horas previas a la entrega de los Premio Eisenhower 2018 en Nueva York (tuve el honor de recibir el premio al mejor editor).

¿Cómo se hace la lista de los más ricos? Nos contaron todos los secretos: a lo largo de un año estudiamos las posiciones públicas de los partícipes del listado, hablamos con ellos, cotejamos fuentes y le damos al botón de imprimir.

A la mañana siguiente, Steve Forbes, republicano y excandidato a la presidencia de Estados Unidos en 1996 y 2000, hijo de Malcolm Forbes (el gran editor americano que lanzó Forbes aburrido de trabajar para Randolf Hearst), llegó antes que yo al Instituto Cervantes. Presumo de puntual pero al ‘viejo’ Forbes, propietario y director de esta revista que tienes entre manos, sabe mucho de atascos. Forbes accedió a hacerme la laudatio como director de Forbes España. Y dijo que amaba el papel (es verdad) y que desayuno con revistas, como con revistas y duermo con revistas… “Andrés al menos deberías dormir… con quien quieras… pero sin revistas”. Mis compañeros en el público: Juan Luis Cebrián, Eduardo Sánchez (editore y presidente de Hola!), Pedro Piqueras, Paolo Vasile, David Alandete, Maria Peral, Javier Cremades y varias decenas de amigos sonrieron.

Dediqué el premio a mi padre que nunca había ido a Nueva York. ¿Qué habría pensado? Dos cosas para finalizar: sigo convencido de que los sueños se cumplen pero hay que sacrificarse por ellos y soñarlos con todas tus fuerzas. Y la segunda reflexión: la riqueza interior, esa ‘Satisfaction’ de los Rolling Stones por ver la cumbre, aunque sea tan solo durante unos segundos, en el silencio del lado izquierdo de la cama… Y entonces volver a abrir los ojos, asegurar la bajada y pelear por el siguiente sueño, la próxima cumbre, y compartirlo. Si no lo compartes, como hago yo ahora con este texto, ¿qué sentido tiene?

P.D. Escucha Dr. Jazz el podcast sobre jazz de @ArodSpainmedia.


Todavía puedes hacerte con tu ejemplar de Forbes 58

Artículos relacionados

© 2022 Andrés Rodríguez. Todos los derechos reservados. -