Llamada perdida

Forbes 9 / Diciembre 2013

Recuerdo aquel siglo en el que tuve contestador fijo. Su actividad representaba el sístole y la diástole del hogar. Y aquella cinta de cassette que chirriaba cuando tenía teléfono fijo. Al llegar a casa miraba el número de mensajes en el ‘display’ y le daba al ‘play’. Y es esa la imagen que en la redacción teníamos en la cabezota cuandopreparábamos este último número del año. Ocupan la portada los 72 hombres y mujeres a los que si te marcan, siempre debes devolverles la llamada.

Cada día nacen 8.000 niños. Repito. Cada día. ¿Serán algún día nuevos lectores? La población de este globo superpoblado se eleva como el helio, sin certeza absoluta desde luego, a 7.200 millones de homínidos. Y crece exponencialmente. China acaba de dar un  paso hacia la libertad permitiendo a las familias decidir cuantos hijos quieren tener. Nos apretaremos, qué remedio.

72 personas, el 0,000001% de la población, tienen asegurado que les responderás  a la llamada. Estremecedor. Es cierto que podríamos haber dejado pasar a más gente.

Es cierto. Pero se trata de un juego. Hacer listas es un juego. Seguro que lo hiciste el día de tu cumpleaños, en tu despedida de soltero, cuando cambiaste de novia o el día de tu boda. Pero lo que importa es el fondo. Tan solo una minoría. Una minoría de la minoría cultiva el poder en términos absolutos. Y eso nos hace una especie jerarquizada, donde el axioma «el hombre es un lobo para el hombre» no parece haber perdido vigencia. Ante este listado, del que por supuesto tienes derecho y quizá el deber de objetar, tan solo cabe preguntarse. ¿Por qué no les cogí el teléfono a tiempo? ‘Low battery is the right answer’.


Todavía puedes hacerte con tu ejemplar de Forbes 9

Artículos relacionados

© 2022 Andrés Rodríguez. Todos los derechos reservados. -